Será de $2500 pagados en dos tramos: el 22 de diciembre y el 6 de enero. Están excluidos los funcionarios políticos de los Poderes del Estado y entes descentralizados.

 

“La situación es muy delicada a nivel país, pero con una administración seria, responsable y transparente de los recursos, podemos poner en la calle lo que denominamos “Bono de las Fiestas”, destinado a empleados activos: policías, enfermeros, docentes y administración central en general; y pasivos”, destacó el gobernador.

En este sentido precisó que “se trata de 2.500 pesos, 1.500 pesos se abonará el 22 de diciembre y 1.000 pesos más el 6 de enero”.

Por otro lado el mandatario dejó en claro que “sabemos que no es mucho, pero es lo que podemos hacer. Esto significa un desembolso extra de 200 millones de pesos para la Provincia que requiere mucho esfuerzo”.

También se informó que quedan excluidos del Bono los funcionarios políticos desde el rango de subsecretarios y superiores. La exclusión también alcanza a la plana mayor de la Policía de la provincia y del Servicio Penitenciario. En el caso de los docentes, el beneficio se percibirá por persona y no por cargo.