Oferta de calidad y respeto por la diversidad. Eso buscan quienes integran la comunidad LGBT a la hora de elegir un destino para conocer, disfrutar y consumir. Puerto Iguazú desde hace algunos años se mantiene en el podio en esa elección, y de acuerdo a lo que manifestó el presidente de la Cámara de Comercio LGBT Argentina, Pablo De Luca, en el seguimiento de los últimos 10 años, el 41 por ciento de los norteamericanos y canadienses que eligen la Argentina dentro del turismo LGBT, tienen a Iguazú como destino de preferencia después de Buenos Aires.

 

“Esto convierte a Iguazú después de Buenos Aires en el segundo destino más visitado de la Argentina”.

Hace un par de días, De Luca junto a otros integrantes de la Cámara, llegó hasta la ciudad de las Cataratas y mantuvo una reunión – taller, con empresarios del sector y operadores turísticos para explicarles el potencial que tienen con la comunidad y el trabajo de promoción que pueden desarrollar para captar más visitantes.

“Iguazú tiene un posicionamiento importante porque evidentemente están trabajando bastante bien el tema. Ya tienen su marca en distintos lugares incluso en los viajeros y las viajeras LGBT. La idea fue capacitar a aquellos empresarios que aún no trabajan en este segmento turístico, contarles del potencial, qué acciones estamos llevando adelante con la provincia y motivarlos a que nos acompañen para seguir posicionando el destino”.

Las reuniones se desarrollaron con las cámaras turísticas, el Iturem, el Ministerio de Turismo  y otras localidades interesadas.

“Los gay, lesbianas y trans, viajamos y seguiremos viajando y lo que esperamos de un destino es, sentirnos incluidos, como cualquier persona independientemente de su orientación sexual y en ese sentido va por buen camino”.

Adelantó que la intención es acercarse a empresas como Google con quien trabajan en ciudad de Buenos Aires  para compartir con prestadores turísticos de la provincia algunas herramientas para la promoción digital dentro del LGBT, “contarles cómo compran y cómo definen sus decisiones cuando de vacaciones se trata y compartir esa información con los operadores, hoteleros”.

Y concluyó, “en los últimos años por diversas razones, Iguazú se convirtió en una ciudad muy respetuosa de la diversidad y ese mensaje llega a quienes pertenecemos a la comunidad. Es un ámbito de respeto y de poder ser quien vos querés ser y sentirte muy cómodo”.

 

economis.com