Nuevamente vecinos de los barrios Noziglia, Hidrelco y Pratt convocaron al Defensor del Pueblo, Alberto Penayo y a la Ministra de Derechos Humanos, Lilia “Tiki” Marchesini,  a efectos de solicitar la mediación para la normalización del servicio de agua potable.

 

Los vecinos reclaman lo mismo que hace un año y medio “llega tipo 12 de la noche, y hay hasta las 8 de la mañana nomás. La canilla, o abrís y no hay presión o directamente es aire lo que sale. Estamos en invierno…nos tenemos que levantar a la noche a juntar para cocinar, bañarnos…y durante el día no hay agua” comentaron.

Donde todo comenzó:

El 25 de diciembre de 2017, el Defensor recibió un llamado de urgencia proveniente de los barrios mencionados. Ese día concurrió para escuchar a los embravecidos vecinos, que en plena fiestas estaban sin agua.
Tres días después, hizo lo mismo, junto a la Ministra donde un grupo más grande, encolerizado, los recibió.

El proceso se inició de esta manera:  con enojo por parte de los usuarios, pero también con algo de esperanza.
Junto a estos vecinos, se inauguraron las Mesas Intersectoriales e Interinstitucionales, como mecanismo de Resolución  de Conflictos Sociales. Impronta forjada por Penayo en la nueva gestión de la Defensoría, asumida dos meses antes.
Se sentó a la mesa a todos los responsables (SAMSA, EPRAC,IMAS, MUNICIPALIDAD) para buscar una solución al problema.
Los cortes fueron mermando… en junio de 2018 los reclamos cesaron casi del todo; llamativamente, luego del desarrollo de las mesas.

Con el calor de ese año resurgieron los cortes,  la falta de presión, etc. y se extendieron a toda la zona de Miguel Lanús y parte de Garupá, llegando a extenderse por semanas y meses. Atentos a ello y teniendo en cuenta que no se daba una solución concreta y definitiva respecto al servicio del líquido vital, el Defensor  Penayo, la Ministra Marchesini y el Diputado Gervasoni presentaron un Amparo contra las empresas involucradas, llevando ante la jueza un expediente judicial de más de 170 fojas, donde se detallaba el reclamo de estos ciudadanos y de muchos otros barrios más.

A meses de la presentación y al recibir esta nueva denuncia, “vemos la necesidad de actualizar dicho expediente, incorporando los casos que resurgen; y solicitando a la justicia que se “corte de raíz ” este drama, relacionado a la falta de inversión estructural de las empresas prestatarios de servicios” concluyó el defensor capitalino.